Provinciales

Sin pena ni gloria: Roma y Stefani, los últimos pasos de Juntos por el Cambio por el Congreso

El kirchnerismo se encuentra unido en Tierra del Fuego. El Frente de Todos sumó a varios partidos -entre ellos el FORJA del gobernador Melella- y con un amplio espacio, competirán por las dos bancas que se renovarán este 2021, actualmente ocupadas por Yutrovic -quien sucedió a Martín Perez cuando asumió en 2019 como intendente de Río Grande- y Stefani, electo en 2015.

Del otro lado, como en los últimos comicios, se encontrará Juntos por el Cambio como la apuesta más fuerte en la provincia. Con el senador Pablo Blanco a la cabeza y con una gran disputa por la incorporación de Ricardo Garramuño del Movimiento Popular Fueguino, el radicalismo -también unido en un gran frente-, intentará arrebatarle el sueño al peronismo en las urnas.

Aún no hay nombres claros sobre quiénes serán los candidatos aspirantes a esas dos bancas en el Congreso de la Nación. Sin embargo, un repaso sobre la historia reciente del partido liderado a nivel nacional por Patricia Bullrich hace que sus partidarios no deseen hacer mucha memoria sobre sus parlamentarios.

Hasta 2017, Gastón Roma fue quien representó a la oposición de la provincia, sin generar buenos proyectos y con un balance negativo en su paso por el Congreso. Con más declaraciones polémicas que gloriosas, Roma terminó su mandato sin posibilidades de renovar la banca.

Por su parte, Héctor «Tito» Stefani corre con la misma suerte. Sin más que generar ruido ante las decisiones del Gobierno Nacional, el capitalino no contribuyó con grandes proyectos para la provincia y, ahora cerca de unas nuevas elecciones, salió al cruce de Blanco por la posible incorporación de Garramuño.

“Nunca tuvo un acercamiento, es más, ideológicamente nunca lo vi cerca de Cambiemos. Pertenece a un partido que hoy gobierna la provincia y hay que ver que ha votado a favor del kirchnerismo. ¿Quién va a garantizar que a partir de ahora es Cambiemos? –se preguntó-. Esto no tiene nada que ver con su persona, sino que es una cuestión política. Yo lo conozco perfectamente y por eso separo la cuestión personal”, aclaró respecto al actual concejal de Ushuaia que aspira llegar al Congreso.

“Yo tengo amigos en la política que están en otro espacio ideológico y discutimos de política. Hay gente en la provincia que respeto muchísimo, que son peronistas, kirchneristas, radicales, y tenemos diferentes visiones. Esta cuestión no es personal sino política, y del punto de vista político Garramuño no me ofrece ninguna garantía de que en el Congreso vaya a votar con nosotros”, reiteró.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *