Gremiales

Rebrote en Río Grande: ASIMRA pide suspender la actividad en las fábricas

El gremio que nuclea a los supervisores de las empresas electrónicas reclamó al gobierno la suspensión de actividades al menos por 15 días, hasta que frene la cadena de contagios que se viene registrando en la ciudad de Río Grande.

“Desde el gobierno de la provincia no hemos tenido información alguna con respecto a cómo se debe trabajar, o que protocolo seguir. Es de público conocimiento que el Covid-19 ha dado positivo en varias plantas y no podemos esperar a que esto desborde”, planteó Javier Escobar y advirtió que, de no haber respuesta, van a “paralizar las fabricas”.

El secretario general de ASIMBRA definió como “crítica” la situación en las plantas, y recordó que como supervisores deben “controlar y llevar tranquilidad a pesar de la poca información que tenemos. Desde marzo se ha reclamado al gobierno provincial que informen sobre cómo van aconteciendo las cosas, pero a la fecha no hemos tenido nada al respecto. Cuando se dictó la cuarentena estricta en fase 1 reclamamos los protocolos, pero a la fecha no lo tenemos. Lo hemos pedido tanto al Ministerio de Industria como al Ministerio de Trabajo de la provincia y no hay respuesta”, cuestionó.

“Los supervisores no sabemos cómo debemos trabajar y consideramos que se necesita convocar a una mesa a todas las instituciones, la UOM, los Plásticos, los Textiles, porque que el COVID-19 ha dado positivo en varios establecimientos”, alertó.

Reclamó no esperar a que “esto se desmadre en su totalidad, y mínimamente la industria debe estar 15 días suspendida”.

Respecto de la postura de AFARTE ante este pedido, informó que el miércoles remitieron una nota a la patronal en principio para conocer “si tienen información de la situación en que se encuentran las plantas, porque a nosotros nos están dejando de lado, no sabemos cuántos contagiados hay por fábrica y tenemos que esperar el parte, pero no dice dónde provienen los contagios”, indicó.

De no haber respuesta del gobierno, el sindicato adelantó medidas de fuerza y la paralización de actividades, como protección a los trabajadores y ciudadanos en general.

Lo cierto es que ayer se retiró al personal de Electrofueguina para desinfectar la planta, luego de confirmarse un caso positivo, pero el turno mañana ya había desempeñado funciones y no hubo otra medida de prevención. “La gente está entrando en pánico en las fábricas”, sentenció.

Fuente: SUR 54

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *